La pulsera de las Almas Viajeras...
La pulsera de las Almas Viajeras...
Carrito 0

Oliver Trip

Hoy está con nosotros Oliver, del blog Oliver Trip. Un joven que nos ha hecho pensar, reir y llorar a partes iguales. Pero como bien sabéis, no siempre se llora de pena, a veces se hace de alegría.

Y de alegría lo hicimos al ver que existe gente realmente excepcional, que no concibe el significado de la palabra imposible, gente que no sabe vvir si no es “a su manera” y que acaba convirtiéndose en una inspiración para los que le rodean.

Oliver es de esas personas que nacieron para ser libres, un alma viajera que tomó las riendas de su vida para escribir su propia historia y, ¿sabéis qué? Hoy tenemos la suerte de que vamos a poder conocerle un poco más, ya que ha accedido a responder algunas preguntas para Livingstone.

Livingstone: Hola Oliver, en primer lugar, muchas gracias por recibirnos, ¿Te pillamos todavía en Tailandia? ¿Qué tal está yendo la aventura?

Oliver Trip: A finales de julio ya me volví y la verdad es que el viaje ha sido una experiencia increíble, de esas que merece la pena llamar aventura. Han sido dos meses muy completos con sus cosas buenas, sus cosas malas, sus momentos de desconcierto…. Todos los ingredientes que caracterizan a un gran viaje.

Por el momento se acabó, que tenía cosas pendientes por hacer, pero espero pronto volver a echarme la mochila al hombro y lanzarme a la aventura de nuevo.

“Esa convicción de: “nosotros vamos a poner los limites, lo vamos a conseguir, y nada nos va a parar.”

L: Como dices en tu blog varias veces, viajar no es una cuestión de dinero, sino de coraje. ¿Qué dirías a los más dificiles de convencer para que tuviesen en cuenta esas palabras? 

OT: Siempre digo que viajar o no, no consiste en tener más o menos dinero, sino en atreverse a salir de tu zona de confort y experimentar cosas nuevas.

Hablar de dinero es una excusa como cualquier otra.

Lo que recomiendo a la gente que quiere lanzarse y vivir un viaje diferente, pero aún no se atreve, es que pregunte. Que pregunte, que contacte con amigos, blogueros, conocidos, con todo el que haya tenido experiencias parecidas y que absorba todo lo que pueda. El cómo lo han hecho, que les den todos sus consejos, que aprendan todo lo posible.

Así que esa diría yo que es la manera, aprender de aquellos que ya lo han hecho y luego animarse, porque por mucho que se lea o aprenda, no hay nada como experimentarlo por uno mismo.

 

L: Sabemos que te sientes identificado con estas palabras: “Todos tenemos dos vidas, y la segunda empieza cuando te das cuenta de que sólo tienes una”. ¿Nos puedes decir exactamente en qué momento comenzaste tú la segunda?

OT: Sin duda, el mayor momento de inflexión en mi vida fue aquel primer viaje a Tailandia que hice en 2013.

Para mí significó, pasar de no saber qué hacer con mi vida y tener una vida muy monótona, saliendo por los mismos sitios, haciendo las mismas cosas una y otra vez, a que, a partir de aquel viaje, a darme cuenta de qué quería hacer con mi vida. Viajar. Y que esto no consistiera en irme dos semanas de vacaciones. Sino que los viajes formaran parte de mi vida.

Al volver empecé a moverme y a ver cómo había gente que tenía negocios online que les permitía trabajar desde donde quisieran y tener de esa libertad sin depender de una oficina.

A partir de ahí empecé mi proyecto, Oliver Trip, y empezó a crecer hasta lo que se ha convertido hoy en día.

L: Una de tus mayores aventuras, o por lo menos, una de las más especiales, fue la que realizaste con tu hermano Juan Luis, recorriendo el Camino de Santiago. A todos nos emocionó y nos inspiró a partes iguales. Nos gustaría saber, ¿qué sentiste los días antes de emprender el viaje? y… ¿qué sentiste al llegar a Santiago?

OT: Ahora hace aproximadamente un año de aquella aventura.

Sin duda una cosa que teníamos clara era nuestro objetivo. Esa convicción de: “nosotros vamos a poner los limites, lo vamos a conseguir y nada nos va a parar”.

La llegada a Santiago fue el día más feliz y el día más triste a partes iguales.

El más triste porque la aventura se acababa, todos esos momentos únicos, toda esa gente que habíamos conocido, esos 40 días viviendo como nómadas,  todo llegaba a su fin.

Y el más feliz, por haber conseguido todo eso que mucha gente decía que era imposible y al fin, eso en lo que tu creías se acababa de hacer realidad. Compartir todo eso con la gente más importante de tu vida, la gente que te había apoyado, tu familia, gente con la que compartiste el camino, la gente que seguía por redes sociales… sin duda fue un momento increíble.

“Siempre se tiende a pensar que aquellos que lo han conseguido, es que han tenido suerte o circunstancias que les han favorecido. Pero la verdad, es que las mayoría de estas historias de exito tienen un comienzo común, lleno de miedos, de inseguridades, de saber el qué pero no el cómo. Hay que intentarlo, borrar la palabra imposible del vocabulario.”

L: Como para no hacerte caso cuando hablas de romper barreras o vencer miedos… En uno de tus post lo dices bien claro, si no te gusta la vida que estás viviendo, ¡bájate del tren! Habrá gente que se sienta identificada, pero se dirá a sí misma… “pero no es mi caso” o “ya, pero yo no puedo”. ¿Qué dirías a estas personas? ¿Tienes la convicción de que todo el mundo uede tomas las riendas de su propia vida?

OT: Sin duda, justo con Caminos Sin Límites lo que queríamos era dar una lección a toda esa gente que no cree, que vive poniéndose escusas y animarles que fueran a por eso que ellos deseaban.

Y era lo que queríamos demostrar, que, si mi hermano en una silla de ruedas y con una parálisis cerebral pudo conseguirlo, pudo hacer todo el recorrido que hacen todos los peregrinos de a pie, ellos también pueden.

Cuando creas que tú no puedes, busca gente que sí lo ha conseguido. Siempre se tiende a pensar que aquellos que lo han conseguido es que han tenido suerte o circunstancias que les han favorecido. Pero la verdad, es que las mayoría de estas historias de exito tienen un comienzo común, lleno de miedos, de inseguridades, de saber el qué pero no el cómo. Hay que intentarlo, borrar la palabra imposible del vocabulario. Y aunque fracases 7 veces, habrás aprendido 7 lecciones que te acompañarán el resto de tu vida.

L: A nivel personal, ¿cuál crees que ha sido el viaje más importante para ti? ¿Y el lugar que más te cambió?

OT: Sin duda, aquel viaje de Tailandia me cambio mucho. Mis únicos viajes fueron escapadas breves por Europa y aquel viaje de vivir un mes recorriendo un país con una cultura y una religión totalmente distinta, no saber qué vas a comer, donde dormir… todos los días eran una aventura nueva. Sobre todo, el gran contraste de selva, playa, templos… muchísimos estímulos que sin duda me cambiaron.

L: Ya para ir acabando, nos gustaría decirte un par de palabras y que nos digas la primera palabra o idea que te venga a la cabeza, sin pensar demasiado. Aquí van:

LÍMITES: Los pones tú y sólo tú.

LIBERTAD: El objetivo final, sinónimo de flexibilidad.

RECUERDOS: La mayor colección que puedes tener, lo que te queda al final del camino.

L: Bueno Oliver, y ya para terminar, ¿cuál sería ese destino soñado que dentro de muchos años no te perdonarías no haber visitado? Y, ¿qué dirías a esas personas que siempre están posponiendo el viaje de sus sueños?

OT: Tengo muchísimos, siempre pasa que cuando tienes uno y lo cumples te salen 10 más. Pero si tuviera que elegir uno es Nueva Zelanda. Su naturaleza es algo que me atrae y es que en mis viajes es un factor que siempre me tira muchísimo. No hay nada como perderse en una cascada o salir a explorar las montañas, selva, desierto….

Y claro, también soy friki del Señor de los Anillos y es algo que no me puedo perder. No sé si solo o con mi hermano y Caminos Sin Límites, pero tengo que hacer esa ruta.

Y a esas personas que viven posponiendo el viaje de sus sueños les diría: Hazlo ahora, el mejor momento siempre es ahora, el momento perfecto no existe. Las cosas sólo se complican en el futuro. El día de mañana de lo que te vas a acordar es de aquellas cosas que pudiste hacer y no hiciste.

Publicación más antigua Publicación más reciente